21 de junio de 2011

Primer lance

Son las 22:29 y seco mi frente del sudor causado tras un largo sprint en picado hasta llegar al asiento 141v del último tren que sale de Vigo. Me desabrocho la camisa. Este primer lance al mar, escrito a modo de fin, exacto, es mi búsqueda. Hace semanas que ronda mi cabeza la idea de preparar un Blog, con un primer saludo con condición de credencial. Me preguntaba el porqué de un Franz Kafka a la hora de escribir. Rumiaba si mis textos serán burla al no desplegar las condiciones necesarias de vuestra atención. Mi idea era también mandar un mensaje a vuestros oídos, un grito rotundo sobre la responsabilidad que supone tener un don como el de escribir y no tomar partido. El título de este Blog está escrito en lengua quechua porque recientemente leí sobre Llosa decir que los indígenas deberían encontrar desarrollo y progreso a sacrificio de su cultura. Este escritor ya tomó partido. Un buen escondite para su ignorancia. Aunque sus primeras novelas sean colosales.

Mi literatura no pretende asirse a las cuerdas de ningún ring. Si acaso me gustaría que semejara un vagabundeo entre la cópula celeste con el mar. El título de este blog "Mamaquchanayay" significa en quechua cuzqueño; mamaqucha, mar y, nayay; tener sed o ganas de.

Así que mando al carajo mi primitiva intención de llamar impíos y  cagones a todos aquellos que no se unen al movimiento del 15-M que defienden los derechos del sentido común, atacado por un corrupto sistema político y unos medios de comunicación manipulados en manos de los “mercados” impíos y alienantes.

No voy a hablar de estas cuestiones ya que no es mi intención incomodar a nadie en su cómodo acuartelamiento de medio lomo. No puedo hablar sobre nada en particular porque además soy una persona sin destino y no estoy atado por lo ineludible. La imaginación y la lógica son mis móviles, los sentimientos son las balas que entran en la batería de mi revólver que son mis ideas. Estoy a medio camino de mi trayecto.

Demando paciencia y os doy gracias por la benevolencia de leerme. Es más, os bendigo y beso vuestras frentes con un cálido silencio de bienvenida.

Los siguientes ocho escritos los he rescatado de mis últimas composiciones pero después, quiero dejar aquí, aquello que todavía no existe.


Para finalizar hoy quiero decir que me siento la persona más feliz del universo. Ha renacido mi ilusión por abordar el navío de la literatura. Y he de dar gracias a una persona, cuando vuelva a Vigo. Llegó mi parada.

4 comentarios:

  1. Hermanito ¿serase posible????Llevo un año tratando de convencerle de que se haga un blog y otra chica, en apenas dos semanas, le tiene aquí prendiéndole fuego a las letras...Esto debería ser suficiente motivo para la ruptura de relaciones diplomáticas, pero como soy mujer de bien, recapacito y pienso "qué no llegará a conseguir ese sentimiento que comienza por a... En todo caso mucho más que la bandera de la fraternalidad a media hasta". De todos modos me alegro, y espero que suba sus escritos raúdamente y no me tenga aquí haciéndome ascuas un segundo año. Le besa fraternalmente las mejillas, Verónica Lake

    ResponderEliminar
  2. No rompamos nuestras diplomadas relaciones. Creo que esta semilla en el mar recompensará el que no antes me prodigara. ¿Imaginas crecer en el mar un bosque?

    ResponderEliminar
  3. Este no es motivo para romper relaciones. Y que encantador eso de un mar creciendo en el bosque!!!

    ResponderEliminar
  4. Interesante veré el renacimiento de tu blog, espero tus escritos, voy a leer tu último post, saludos :)

    ResponderEliminar

o tu no-comentario

on the road