9 de septiembre de 2011

"Los ojos"

"Los ojos"

¿Porqué cuando todo lo que hemos sido muere

sólo los ojos permanecen vivos?

.

En el corazón, los ojos lloran

a través de nuestra memoria

.

Se convierten en estrellas

que se abren y cierran en el cielo

dentro de un craneo totalmente seco.


((Necip Fazil Kisakürek)) (May 26, 1904 – May 25, 1983) was a Turkish poet, novelist, playwright, philosopher and activist.

7777777777

7777777777


"De cómo llegar al asco sin saber cómo"

Principio; dejarse cebar por la mono-
tonía del silencio.
El silencio no es la negativa a este jazz de Chet Baker
Principio; quejarse del espacio físico
que otras personas reducen
dando rienda suelta a los cuerpos
pensamientos
flácidos
Principio; el niño está en su habitación
y cómo llegar al asco sin saber como
semen ceniza
le dicen que se tortura
semen ceniza.    Sigue su búsqueda
permitiendo que las heridas de la espalda 
no cesen de manar
arrastra el velo del paladar
sobre una hilera de cuchillas
perfectamente comercializadas

Siga la búsqueda que de sopor
y fiambre que se alimenta el nuevo día
para inquietar 
para etiquetar
Miedos en burdeles e iglesias enquistan
la malicia del pobre vagabundo..
Que de hedores acaban sus huesos
en el fondo de sus narices la lombriz
de la manzana
Que huyó del París corrompido.

La muerte llegó disfrazada de muerte
en los caños, en los libros, en el aire
del cementerio la muerte respira
la muerte del luto de la vida
siempre inerte, signo de realidad.

Final; al término ungido de omnipresencia
le llaman camino
nómina de sumas terapéuticas
semeja un poema
semen ceniza
probidad de lo inacabado

Final; que no da llegado.

30 - Mayo - 2002



19 comentarios:

  1. Como atarse a hábitos que nos resultan insoportables, y dejarnos arrastrar por los mismos. Curiosamente ese sentir asco al mismo tiempo es como latigazo que nos recuerda que estamos vivos, que nos despierta del letargo del que de no tomar consciencia del asco podríamos quedar aprisionados en esos hábitos adquiridos que no nos complacen. Me gustó mucho el poema de los ojos.

    un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Recuperé unos cuadernos, algunos que datan de más de una decada y ese poema Turco, estaba a lado del mio, el del asco. Una libreta de hule azul abrillantado con flores llamativas de enredadera. El poema de los ojos es un regalo para el alma. Gracias por pasar Aka.

    ResponderEliminar
  3. Déjeme delirar, pero acá lo veo yo, escarbando como un sepulturero de Hamlet, desenmascarando...

    ResponderEliminar
  4. El asco es como la náusea, sigo insistiendo que tus publicaciones son bastante existenciales. Como tales, tienen un valor incalculable, penetra en la existencia y los convierte en textos profundos y a ratos difíciles de interpretar.

    Felicitaciones.

    El poema de los ojos, impresionante ¡Fabuloso!

    Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
  5. Joven, you know

    Alas! poor Yorick... creo que era el antiguo bufón del rey asignado póstumo actor de tal obra

    ResponderEliminar
  6. Pluma Roja, hace diez años añoraba la vida y por tanto podría asignarme el epíteto "exixtencialista" y un verano atrás "surrealista" amante de las consonantes y cosmolocologías dalinianas... al año presente me considero humano, recordando y planificando un archipiélago carente de pleonasmos y.... los ojos, nada más, es lo que necesitamos para sentir, expresar.... y demás

    ResponderEliminar
  7. Ya te dije que no sé si a menudo lo que leo es lo que escribes, me entiendes?, pero me gusta lo que leo y por eso lo leo.Creo que la escritura tiene mil lecturas y esa es su magia.

    La foto me gusta mucho.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  8. La magia por siempre está en la trabazón del lector, para impedir falsos artilujios y será, aquí el segundo poema expuesto, que data de una época muy distinta a las que recién he consumido. No podré volver a ser, y en cambio forman parte de mí. Gracias Carmela, un bico.

    ResponderEliminar
  9. Sí CCRider, el primer poema me dejó con la boca abierta...

    (Joven! no seas mal pensado)
    ;)

    ResponderEliminar
  10. Antes hacía acopios de poemas que me parecían por algún motivo, afines a los que me gustaría escribir, cuando leía simbolistas belgas, Kavafis, Ginsberg, Withman... (Joven jamás será mal pensado, si acaso algo perverso, perceptivo.... nos conocemos, y me gusta)

    ResponderEliminar
  11. Un día sentimos asco. Algo nos toco, algo se hundió, algo bebimos... pero sentimos asco. Ojalá conociera el camino que me llevó a esa sensación... a la cual, solo se llega.
    El texto tiene un alma que se desprende del cuerpo, y es el alma tan clara, que permite comprender.
    A veces se ve con los ojos, no siempre...
    Decis: "y.... los ojos, nada más, es lo que necesitamos para sentir, expresar.... y demás".
    Disiento.. y te dejo un beso tibio y suave, en cada parpado cerrado.

    ResponderEliminar
  12. Siempre hay ojos que nos persiguen.

    Saludos y un abrazo.

    ResponderEliminar
  13. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  14. …quizás de todo lo que hayamos podido ser o hayamos sido, los ojos sean lo único de nosotros que en realidad, una vez terminado todo, ha vivido…quién sabe…yo sólo sé que los ojos son algo sagrado…y el Amor…y van unidos, aunque convivan en un cráneo que finalmente termine seco (pero ya lo decía ‘el enterrador’: ‘no pidáis más que esto, nadie tiene derecho’……así pues……bien está el cráneo seco y vacío..y en su sitio...)


    …al asco no sé cómo se llega, porque siempre me coge desprevenida…sé que en el fondo, en el subconsciente, lo voy intuyendo, pero no es hasta ese momento en el que de repente me da una sacudida y lo inunda todo que puedo mirar hacia atrás y entonces ser capaz de ver mis pasos desandados por el camino que condujo hasta él……en cualquier caso, ha descrito usted su 'caso' a la perfección…bien valdría como una posible definición de las muchas (universales) que ha de tener, sin duda…

    (…y pocas cosas hay peores que la muerte disfrazada de muerte, haciéndonos burla con un luto para la vida… que venga la Muerte cuando quiera, vestida como mejor le parezca, pero no maquillada de y para ella misma……que sea incluso carnaval estruendoso si quiere, pero que no se nos ría, a menos que sea cómplicemente....;))

    (escrito ajeno que parece propio; escrito propio que no le retrata hoy, pero sí que le asoma en la retina, es lo que tiene no dejar de ser uno, por mucho que se haya ahogado cien veces en mil ríos……muy buenos los dos……el que escribió y el que podría haber escrito ;))

    Un beso para usted y otro para el turco!

    (PD: preciosa imagen ;))

    ResponderEliminar
  15. Corina ; cierro los párpados para ver ese beso, pero también alzo las alas para desprenderme del cuerpo entonces y sentir lo expresado.Gracias.

    ResponderEliminar
  16. Siempre hay ojos que nos persiguen, siempre que los nuestros estén a su merced Hiperión.

    Maquinista ; si el rostro es el espejo del alma, los ojos son la cerradura del arca perdida. Perseguimos aquello que sin duda está en nosotros.

    ResponderEliminar
  17. Por cierto, mi poema, se que no es gran cosa pero ando con poco tiempo para centrarme y escribir. Saludos a todos.

    ResponderEliminar
  18. Muy agradecido por incluir MI SIGLO entre los blogs.
    Seguiré este blog con atención e interés.
    De nuevo mi agradecimiento.
    Un saludo cordial
    JJP

    ResponderEliminar
  19. Muá, muá, muá.
    Creo que me gustan más tus letras conforme van pasando los días.

    ResponderEliminar

o tu no-comentario

on the road